Mayores corriendo

Los has visto muchas veces por tu calle o por el parque de al lado. Van solos o por pareja, algunas veces en grupo. Se les reconoce por su vestimenta, de colores vivos. También suelen llevar auriculares en los oídos y la mirada fija ensimismada. Otras veces charlando con el vecino…

Vamos, que los hay de todos los tamaños y colores, y hasta de todas las edades. Pero siempre les reconoces porque tienen algo en común: están corriendo.

Cuántas veces has pensado: ¿Y si…? ¿Y porque no? Pero lo has dejado para más adelante, o has llegado a la conclusión que a tu edad…en tu estado de forma…

Veamos por partes:

Sea cual sea tu edad lo primero que tienes que hacer es ir a tu médico de cabecera y decirle que quieres correr. Si no tienes ninguna patología que te lo impida, todo lo demás son excusas para no correr.

mayores-corriendo

 ¡ EXCUSAS !

 

Desde el momento en que aprendes a andar hasta el momento de cambiar las zapatillas por una caja de pino, todo este tiempo es para correr.

¿Hace falta decir que cuanto más mayor empieces a correr más progresiva será tu evolución? No ¿verdad?

Por suerte con la edad solemos perder competitividad y ganar en “cabeza”. A sus 92 años, la estadounidense Harriette Thompson se convirtió en la mujer de más edad en completar una maratón, pero no tiene por qué ser tu objetivo.

Es más, es una auténtica estupidez plantearte empezar el running a los 60 años pasados buscando participar en una maratón al año siguiente. ¿Queda claro?

Pero siendo razonable en el fondo todas las metas son realizables…Siendo razonable y prudente.

¿Cuánto tiempo debo correr para empezar? ¿Tengo que forzar?

El aspecto más importante de tu progresión será la regularidad: 20 a 30 minutos al día de 3 a 5 días por semana está muy pero que muuuuuy bien para empezar.

Pero si no has corrido nunca y estás en esta edad de los “maduros” (es difícil poner una edad tope, hoy en día ya no se sabe cuándo empieza la tercera edad, es más, ya ni existe…) te proponemos un plan más fácil todavía:

Primera semana: de lunes a viernes 20 minutos de ejercicio alternando 1 minuto de correr (trote ligero) cada 5 minutos de paseo.

Segunda semana: 1 minuto de correr cada 4 minutos de paseo

Tercera semana: 1 minuto de correr cada 3 minutos de paseo.

Cuarta semana: 1 minuto de correr cada 2 minutos de paseo.

No quemes las etapas, piano, piano…

Quinta semana: 2 minutos de correr cada 5 minutos de paseo.

Sexta semana: 2 minutos de correr cada 4 minutos de paseo

Séptima semana: 2 minutos de correr cada 3 minutos de paseo

Octava semana: 2 minutos de correr cada 2 minutos de paseo

En dos meses de paseos diarios estas preparado para pasar a trotes más prolongados: 5 minutos, 7 minutos, 10 minutos.

Siempre progresivo, siempre poco a poco y siempre buscando sensaciones de disfrute.

Porque lo importante son las SENSACIONES. Si te pasas corriendo, si te vas a lesionar por sobreesfuerzo tu organismo te avisará antes porque el placer se vuelve sufrimiento. Demasiado teótico ¿quizás? Entonces quédate con esto: si no lo disfrutas corriendo, te acabarás lesionando.

No busques subir tu ritmo cardíaco, no busques sudar, sólo busca disfrutar, y verás cómo irás mejor de corazón, adelgazarás, te pondrás fuerte, y lo más importante de todo, serás dueño de tu cuerpo, de tus movimientos, con las limitaciones de la edad, claro, pero dueño de tu cuerpo al fín y al cabo…

Objetivos a tener en cuenta: ganar fuerza, ganar agilidad, ganar equilibrio. Por ello a la vez que entras en el mundo del running te aconsejamos aprender a conocer tu cuerpo añadiendo a TODAS tus sesiones de trote los indispensables estiramientos. IN-DIS-PEN-SA-BLES.

La musculatura tiene tendencia a agarrotarse y a entrar en un estado de espasmo cada vez que es solicitada en exceso.

estirando

Digamos que conforme se cansa tu musculatura pierde flexibilidad. Esta elasticidad es la cualidad más importante de tus músculos, la que tienes que cuidar. Si tu músculo se relaja y se mantiene flexible incluso en el cansancio las lesiones se olvidarán de ti, o buena parte de ellas.

¿Como se hace un estiramiento? fíjate bien en cómo funcionan tus músculos: se contraen acortándose en un sentido perpendicular al sentido de la fibra muscular.

Pues bien, para estirar un músculo o un grupo muscular no es más que estirar a la inversa del sentido de contracción del musculo. ¿Complicado? Bueno, mira estos videos y luego nos cuentas…

tablas-estiramientos

¿COMO MANTENERSE Y CUIDARSE?

No hace falta buscar muy lejos: el fisioterapeuta tiene que verte como poco una vez al mes. 

¿Para qué? Por la misma razón que llevas tu coche al taller periódicamente. Un masajito deportivo o de mantenimiento de vez en cuando te permitirá sortear todas estas pequeñas molestias que irán apareciendo conforme vayas aumentando el tiempo y la intensidad de entrenamiento. 

Y ten en cuenta que no hay que esperar  al sentir las primeras molestias para darte esta sesión que te permitirá seguir disfrutando corriendo, sea cual sea tu nivel.

Ála, a correr…

gracias a comoestarenforma.net

CENTRO FISIOTERAPIA LA CANALEJA

ALCORCÓN

Fisioterapia la Canaleja

senziamedios.com